Error 8: Constant SERVER_ESTATICOS already defined
Una segunda vuelta a la altura de los grandes - Heraldo-Diario de Soria

VOLEIBOL / Superliga

Una segunda vuelta a la altura de los grandes

El Río Duero ha cuajado una gran segunda parte de la competición y con 19 puntos a falta de dos jornadas está a solo uno de Almería

Sara I. Belled

«Ojalá hubiese una tercera vuelta». Está siendo una más que satisfactoria segunda parte de la competición para el Río Duero. Lo confirma su técnico, Manolo Sevillano, en cada aparición, pero también lo dicen los datos. Hasta la fecha, los sorianos se han llevado en estas últimas ocho jornadas un total de 19 puntos. Están solo a uno de Almería (20) y muy próximos a los otros dos grandes de la Superliga: Palma (23) y Teruel (26). Por detrás, Ibiza es el primero en acercarse, pero está todavía a seis (13). Es una actuación meteórica que esperan cerrar para mantener la merecida cuarta plaza a la que ahora se aferran al contabilizar la totalidad de los puntos conseguidos en toda la temporada. Para esa empresa, no obstante, son varias las condiciones que han de darse. Una de las principales es ganar o sumar en ese último encuentro que disputarán los celestes en Palma, después de recibir aquí mañana a Vecindario. La cuarta plaza es un regalo, pero no hay que bajar la guardia.

Si en la primera vuelta los celestes acusaron la desconcentración sobre la pista, que se transformó en unas jornadas en las que el equipo mostró su peor cara en cuanto a la falta de solidez y la irregularidad, en esta segunda han dado la vuelta, literalmente, a su juego. En las primeras once jornadas se dejaron por el camino más de la mitad de los puntos en juego (sumaron 14 de 33) y terminaron en una sexta plaza que, por otro lado, podría considerarse como su hábitat natural. No hay que olvidar que tanto Ibiza como FC Barcelona son equipos fuertes de esta considerada como segunda liga –después de Palma, Teruel y Almería– y no tendría que ser fácil para los celestes adelantar ni siquiera por la izquierda. De hecho, no lo ha sido.

«Para mí, la temporada ahora mismo, en este punto, es de éxito total. En la situación en la que estamos peleando, con quienes estamos peleando y ahora mismo encima colocados cuartos...». De hecho, los de Sevillano no esperaban «ni de broma» estar en esta situación a falta de dos jornadas. La lucha por esa cuarta plaza que da acceso al playoff ha estado en las cabezas de los celestes desde el parón navideño. Todos los partidos desde entonces se han convertido en un cara o cruz para el Río Duero, que ha visto cumplidos sus deseos incluso antes de tiempo, teniendo en cuenta los tropiezos de baleares y, sobre todo, catalanes que han sabido aprovechar. Remarca el técnico las única derrota total que han sumado en las últimas nueve jornadas, ante Almería. En el resto de partidos al menos han puntuado y con dos encuentros menos hasta la fecha ya llevan cinco puntos más en su casillero en comparación con la primera parte de la competición.

El de las primeras vueltas es, de hecho, uno de los puntos pendientes de los celestes para las siguientes temporadas, el hándicap que llevan arrastrando «los tres o cuatro últimos años». De hecho, si no acusaran ahora esa diferencia de puntos que equipos como Ibiza o incluso Almería –en el mejor de los casos– sacaron al comienzo del curso, la historia sería mucho más diferente.

«La primera vuelta fue muy irregular y aquí dentro de que a lo mejor Ibiza y Melilla fuera de casa fueron los mejores partidos, el del otro día (1-3 ante UBE L´Illa Grau) fue la mejor victoria de grupo porque se puso complicado, empezó a entrar gente nueva y todo el que entraba, lo mejoraba». El equipo ha encontrado ahora su mejor versión y eso tiene mucho que ver para Sevillano con el banquillo en el que ha invertido este curso el Río Duero. Todos suman: «De haber tenido de morir con los seis que empezaron el sábado a lo mejor no habríamos podido remontar».

Anímicamente el equipo está bien. «Como para no estarlo». Con ello, Sevillano no baja los brazos, sobre todo porque si bien el equipo sigue cumpliendo objetivos en esta retahíla de encuentros con sabor a de destino final, «el objetivo de acabar cuartos en la última jornada sigue estando complicado por el hecho del calendario». De Barcelona, que partía casi con las mejores opciones, casi ni habla, porque los catalanes no tienen su mejor versión: «A día de hoy creo que se ha puesto en una posición muy complicada para ellos. Es decir, que casi están obligados a ganar o que pierda Ibiza o nosotros o que dé la sorpresa y gane al Almería (esta jornada en casa). De no ser así estarían ya muchos puntos por detrás y perdiendo opciones». Los catalanes han sumado hasta la fecha apenas nueve puntos. Lejos de los 21 que se adjudicaron al final de la primera vuelta.

La lucha podría quedar entonces, tal y como están las cosas, entre Ibiza y Río Duero. A solo un punto, 32 para los baleares y 33 para los sorianos, solo los tres rivales que les quedan por delante pueden desequilibrar la balanza. Tres porque comparten a Vecindario, esta jornada en casa el Río Duero y la última Ibiza a domicilio. Los baleares tendrán que capear por jornada doble a un equipo que huye desesperado de las sombras del descenso, el UBE L´Illa Grau mañana en casa.

Ante Vecindario, «set a set»

Mañana en Los Pajaritos enfrenta el Río Duero su penúltima final por la cuarta plaza, la que le enfrentará a Vecindario en un encuentro que los celestes abordarán «set a set». Los isleños llegan a Soria tras perder con un rival directo y ven cerca las sombras del descenso. De hecho, tras perder en su casa por 0 sets a 3 ante Mediterráneo Castellón, los de Raúl Quintana estarán esperando el momento de aprovechar cualquier bajón de los sorianos para sumar y aprovechar el calendario de los castellonenses, que muy a su pesar enfrentan estas dos últimas jornadas dos de sus enfrentamientos más duros, ante Teruel y ante Palma.

La clave para Sevillano será en cualquier caso esa misma, la de ir set a set. Sumar es el objetivo y aunque, claro, si pueden ser tres de golpe, mejor que mejor, no echarían por tierra lo conseguido hasta la fecha si se les escapa algún set.

«Es otro partido más, desde que nos pusimos el objetivo de la segunda vuelta todas las semanas ha sido así». La dinámica, dice el entrenador, «es muy buena», así que no tienen por qué tener dudas.
Sin embargo, y aunque este Vecindario acusará en Soria la salida hace unas jornadas de uno de los pilares del equipo, Valquintans, los celestes no pueden bajar la guardia. «Es como si fuera un trámite, pero no lo es. Venimos de que nos ganaran 3-0 en el peor partido nuestro y uno muy bueno de ellos», advierte Sevillano. En la primera vuelta, los isleños ejecutaron una victoria contundente ante los celestes en su cancha. Los de Sevillano cuentan ahora con ese factor, aunque todavía sin el brasileño, Vecindario puede hacer daño en Soria. El Río Duero, según avanzó ayer el entrenador, cuenta con todos los efectivos disponibles para seguir luchando por redondear la temporada liguera desde la cuarta plaza.

Outbrain