Heraldo-Diario de Soria | Sábado, 21 de septiembre de 2019

EL PUNTO DE VISTA

Leer a Leonor

JOSÉ MARÍA MARTÍNEZ LASECA 24/05/2018

“Queridísima mamá: / Después de cuanto Leonor te dice nada tengo que contaros. Yo estoy más tranquilo porque Leonor mejora. Pronto terminará el plazo de los veinte días de medicación y te enviaré detallada relación para el doctor Hausser quien supongo cambiará la medicación. / Escribiré a Manuel enviándole el cuentecillo. / Dadme cuenta de la marcha de todos y con mil abrazos para todos recibe tú mil besos de tu hijo. / Antonio”. Esta es la misiva, inédita hasta ahora, que forma parte del lote de 4.750 documentos de Manuel y Antonio Machado, recién adquiridos (16-5-2018) por la Fundación Unicaja a sus siete sobrinos herederos. Un primer lote de escritos de ambos hermanos ya lo había obtenido esta entidad en noviembre de 2003.

Démosle contexto. En 1911, cuando Leonor acompañaba a su esposo becado por la Junta de Ampliación de Estudios en París, el 14 de julio, fiesta nacional de Francia, sufrió una hemoptisis brutal, síntoma de la tuberculosis. Ingresada de urgencia en un sanatorio, permaneció allí 55 días, para regresar a Soria, el 16 de septiembre, en busca de un clima más favorable para sus pulmones. Ya aquí, fue atendida por el médico Mariano Iñiguez Ortiz. A mitad de abril de 1912 sale a la luz “Campos de Castilla”, elogiado por todos.

En julio, Antonio contesta a otro mensaje de su madre: “Queridísima mamá: / Acabo de recibir tu carta por conducto de Don Vicente. Leonor se encuentra un poco repuesta de la última crisis. Yo he llegado a concebir esperanzas de que si se acentuara un poco su mejoría y cobrase alguna fuerza, pudiéramos ir a Madrid para que Hausser y algún especialista la tratase. Excuso decirte cuanto placer sería para mí tenerte aquí. (…)”.

En esta correspondencia con su madre Ana (preocupados por la salud de Leonor) encaja nuestra carta. Como se deduce, ya habían contactado con el doctor Hausse (en realidad Philip M. Hauser y Kobler (1883-1925) médico e investigador, amigo del abuelo Antonio Machado Núñez). Mas, la engañosa mejoría devino en la muerte de Leonor Izquierdo el 1 de agosto de 1912.

Frente al gran hallazgo de la obra teatral “La diosa razón” de los hermanos Machado, para nosotros cobra un especial interés desvelar el contenido sentimental de esa carta aludida. La que Leonor escribe a su suegra Ana Ruiz. Quedamos, pues, en expectativa de poder leer, por vez primera, a Leonor en su propia letra.