Heraldo-Diario de Soria | Viernes, 26 de abril de 2019

AÚPA NUMANCIA

Esperando otro impulso

El Numancia afronta la cita de Almería con la intención de alejarse de la zona baja y mirar la de promoción, siempre y cuando acabe con su racha de no ganar fuera de su feudo

LUIS HDEZ. CASADO 10/02/2019

El Numancia se maneja como un péndulo, para bien y para mal. En este tramo de la competición acumula cuatro jornadas sin perder, dos victorias (Córdoba y Lugo) y dos empates (Reus y Elche), acto seguido de haber certificado cuatro sin ganar, dos derrotas (Albacete y Oviedo) y otros dos empates (Deportivo y Alcorcón). En esta última fase de su trayectoria lo único coincidente es que los empates los ha cosechado fuera de casa donde no gana en sus doce desplazamientos precedentes. Como visitante, su resultado más recurrente es el empate, ocho, por cuatro derrotas. Ninguna victoria hasta la fecha lo que le pesa para tomar impulso, poner más distancia con la zona de peligro y mirar de una manera más optimista hacia puestos más cómodos. Tanto su movimiento pendular, con derivas hacia la zona baja y escapadas con medias inglesas (partidos ganados en casa y empatados fuera) para situarse en tierra de nadie, como su falta de una victoria determinante como visitante, le lastran en sus aspiraciones.


En Almería encuentra la oportunidad de tomar otro impulso diferente. El que le puede mandar hacia una posición más cercana con los de arriba y alejarse de abajo con una distancia mucho más segura. El duelo en tierras andaluzas mide a dos conjuntos en similar situación. El Almería supera en un punto al Numancia y tiene en mente el mismo objetivo: dejar atrás los problemas con la zona de peligro y engancharse a la pelea por una promoción de ascenso complicada por la distancia cedida en la que muchos aspirantes se fijan para dar sentido a su marcha en la liga.


Con la sanción de un partido a Escassi y la ausencia del lesionado Diamanka, el técnico no podrá dar continuidad al equipo titular que encauzó la victoria frente al Lugo. Sí opondrá la totalidad de los refuerzos firmados en el mercado de invierno, lo que habla del factor corrector respecto a la plantilla confeccionada en verano. Del rendimiento de estos fichajes dependerá mucho la evolución del conjunto soriano en las próximas semanas, cruciales para aspirar a algo más que salir de la zona de peligro. De momento, el grupo de López Garai busca su espacio y en Almería encuentra una posibilidad para despejar sus posibilidades de encontrarlo. Un enfrentamiento entre dos conjuntos con propósitos similares, pero con el aliciente para el Numancia de romper una estadística de no ganar como visitante que no le permite tomar un nuevo impulso en su trayectoria.