Heraldo-Diario de Soria | Martes, 23 de julio de 2019

CICLISMO

Más de 15.000 kilómetros para ser campeón de España

El agredeño Samuel Campos se proclamó hace un par de semanas campeón de España de BTT ultramaratón en la categoría de máster 30 / «Juego a ser ciclista, aunque creo que tiene más mérito que los que son profesionales»

15/04/2019

Samuel Campos Sevillano, agredeño de 33 años, inscribió su nombre en el palmarés de los Campeonatos de España de BTT al vencer hace un par de semanas en la categoría de máster 30 dentro de la distancia de ultramaratón. En el Nacional celebrado en la localidad turolense de Calamocha iba a ser nada menos que cuarto clasificado en la general. Una medalla de oro que es la recompensa al trabajo de los exigentes entrenamientos sobre la bicicleta y que le anima a seguir de lleno volcado en la que es su pasión, su hobby como él dice. Y es que el ciclismo, la bicicleta de montaña en concreto, es su gran afición. Un aficionado a las dos ruedas con letras mayúsculas porque «no vivo de ello».

Samuel tiene que sacar tiempo de debajo de las piedras para poder llevar a cabo sus largos entrenamientos. Y es que su trabajo a turnos en la empresa Mubea -factoría instalada en Ágreda que se dedica a fabricar muelles para amortiguadores- le exige una planificación casi perfecta del día para poder entrenar. Hay que tener en cuenta que también tiene que dedicar tiempo a la familia y en especial a su mujer Beatriz.

La afición del flamante campeón de España hacia la bicicleta viene de lejos cuando en plena adolescencia, más o menos a los 14 años, correteaba por Ágreda el grupo de amigos de la infancia. «La verdad es que desde chaval tenía buenas condiciones y cuando salía a correr con los amigos los llevaba a todos a remolque», indicaba. Estas aptitudes y el hecho de que su padre fuera un ferviente seguidor del ciclismo supusieron el espaldarazo definitivo para que Samuel se federase y se inscribiera en el organigrama de un equipo. Pasó a formar parte del Club Ciclista Tarazona, escuadra de la localidad en la que reside en la actualidad el de Ágreda.

Era la categoría cadete y ya despuntaba en varias pruebas en las que participaba. Era ciclismo de carretera, la bicicleta de montaña vendría años después. Pasó a la categoría junior y pasó a enrolarse en las filas del CAI. Buenas clasificaciones y buenas sensaciones dentro del pelotón en las diferentes carreras en las que participaba por la geografía aragonesa.

Todo iba sobre ruedas hasta que con 18 años el ciclismo se quedó en un segundo plano para Samuel. «El ciclismo requiere mucho trabajo y mucha dedicación y en aquellos años piensas en otras cosas como salir con los amigos», reconocía. Su deporte lo dejaba aparcado, aunque era sólo de manera temporal porque el ‘veneno’ del ciclismo lo llevaba en la sangre y tarde o temprano iba a volver a fluir.

En el año 2012 Samuel decide comprarse una bicicleta de montaña animado por la creación dos años antes del Club Ciclista Moncayo Soriano en su localidad natal de Ágreda. «Poco a poco las carreras en las que iba participando eran más serias y los resultados era cada vez mejores», apuntaba el ciclista.

Desde aquel año 2012 hasta 2017 se puede decir que Samuel entrenaba por su cuenta, pero llegó un nuevo giro en su trayectoria al apostar por unos entrenamientos más específicos y personalizados. Todo quedaba en casa ya que su hermano iba a ser su entrenador y la persona que le ha guiado desde entonces en las sesiones de trabajo. «Dimos un salto de calidad en los entrenamientos y los resultados se han dejado notar», afirmaba. Un ciclismo más serio y con más, aunque lejos del profesionalismo.

«No vivo de ello, es mi hobby, y lo que juego es a ser ciclista», aseguraba el soriano, quien se atrevía a afirmar que «tiene más mérito que los que son profesionales». Samuel recordaba que los tres corredores que le precedieron en la clasificación general del Campeonato de España de Calamocha eran profesionales, dedicados en cuerpo y alma al ciclismo.

Campos Sevillano forma parte en la actualidad de la escuadra Bike Moncayo de Tarazona y el título de campeón de España máster 30 es la guinda a los buenos resultados que venía consiguiendo en los últimos años.

El Nacional no le es desconocido ya que en 2015 fue subcampeón en la misma categoría en la que vencía en Calamocha. En 2016 tomó parte en la Powerade San Sebastián Barcelona MTB Non Stop. Se trata de una marcha ciclista de resistencia en bicicleta de montaña (MTB), de competición individual o por equipos, y que ésta incluida en el circuito Poweerade Non Stop Series. La prueba está sujeta a la reglamentación de la Real Federación Española de Ciclismo, o en último caso a la de la Unión Ciclista Internacional (UCI). Campos brilló con su equipo en la que fue la segunda edición de la prueba. Ya en 2017 aflojó el pie del pedal debido a su matrimonio, aunque tuvo tiempo para participar en varias citas del Open de Aragón.

Al año siguiente volvió a la carga para ganar el Open de Aragón en la categoría elite. El año pasado también acudió al Campeonato de Europa de Ultramaratón que se celebró en la localidad ilerdense de Viella y el resultado fue satisfactorio al conseguir una más que meritoria novena posición.

La cita continental le dejó a Samuel un buen sabor de boca por lo que este año repetirá experiencia y lo hará en el mismo escenario que en 2018, en Viella. Será el próximo 29 de junio y toda su preparación está encaminada a llegar en la mejor forma posible a su segundo Europeo.

Pero no será su única parada en los próximos meses después de regresar hace dos días de Bélgica, de Flandes concretamente, donde ha tomado parte en una cicloturista del Tour de Flandes. En abril también tendrá competición y en mayo llegará el Open de Aragón. Una calendario para no aburrirse y que casi está al nivel de cualquier profesional. Es la pasión de Samuel, aunque sabe que tarde o temprano la propia vida le obligará a aflojar el pistón.

Más de 15.000 kilómetros anuales y 15 horas de entreno semanal
Entrenar y entrenar para después poder tener un rendimiento óptimo en las largas distancia en las que participa. Es el sino de Samuel Campos Sevillano, que entrena unas 15 horas semanales y que anualmente puede superar los 15.000 kilómetros encima de las dos ruedas. «Muchas horas y muchos kilómetros pero a mí no me cuesta ni me da pereza. Es más, si me voy en verano a la playa con mi mujer me llevo la bicicleta», comentaba. No es una frase pensando en el futuro, es una frase que refleja la realidad de sus últimas vacaciones en la provincia de Granada cuando ascendió Sierra Nevada.

Los entrenamientos de Samuel son el 90 por ciento en bicicleta de carretera y el escenario es la comarca del Moncayo. Por motivos de trabajo, de horario y de exigencia suele entrenar en solitario, aunque su amigo y paisano Iván de Miguel suele ser en muchas ocasiones su fiel escudero.
Las sesiones de entrenamiento están programadas por su hermano, con series específicas y personalizados dependiendo de la carga de trabajo semanal. Entre entrenos y competiciones se arma de «paciencia» su mujer Beatriz. «A ella le gusta la bicicleta pero, claro, a otro nivel», indica.

«Selu es un monstruo»
José Luis Gómez Miranda, Selu, es la figura más importante de la BTT en la provincia de Soria y entre el de El Burgo de Osma y el agredeño hay una buena relación. «Es un tío majo, una buena persona y un monstruo de este deporte», comentaba Samuel Campos Sevillano. Ambos se conocen desde el año 2015 al coincidir en una Jamón Bike y desde entonces suelen cambiar impresiones en las carreras en las que participan. Sin ir más lejos coincidían hace dos semanas en el Nacional de Calamocha en el que Samuel fue oro y Selu se imponía en la segunda de las parciales. «En la segunda etapa me ayudó y me dio ánimos diciéndome que podía ganar la carrera», indicaba el de Ágreda sobre el santo y seña de este deporte en la provincia.