Heraldo-Diario de Soria | Lunes, 26 de agosto de 2019

Acuaes licita el colector de la depuradora en 38,4 millones

El proyecto prevé el túnel a Sinova y las canalizaciones de entrada a la actual planta

JOSÉ ÁNGEL CAMPILLO 20/06/2019

A comienzos de marzo quedaba zanjado el aspecto de la financiación y ahora se cierra una etapa con el proceso de contratación pendiente. El Consejo de Administración de Acuaes dio el visto bueno a la licitación del colector de la nueva depuradora, el túnel a Sinova donde está previsto que se construya la planta. Unas instalaciones que se adjudicaron en octubre de 2013 a la UTE formada por Aqualogy-Aldesa y cuyos 19,3 millones no se han podido aplicar desde entonces debido a las reticencias de la parte local sobre plazos y sobrecostes. Resueltas estas consideraciones hace unos meses con la firma del convenio general, llega la etapa de contratar la obra para conducir los restos hasta el paraje aguas abajo del embalse de Los Rábanos. El presupuesto de licitación asciende a 38,4 millones.


El Consejo de Administración dio además el visto bueno para contratar la asistencia técnica para la dirección y el control de obra. Una segunda licitación por valor de 3,2 millones, que incluyen la supervisión medioambiental de lo relacionado con el saneamiento y la incorporación de caudales.


Los trabajos se antojan de compleja ingeniería. Y es que el colector a Sinova discurre por el subsuelo, un kilométrico túnel que conducirá las aguas residuales por gravedad, descartados en su momento los bombeos. Esto consumirá la mayor parte de los 38,4 millones. El contratista asumirá también la remodelación de los colectores de entrada a la actual planta en l margen derecha, en las cercanías de San Saturio, y la construcción de aliviaderos y otras conexiones hasta la planta de Sinova.


De la complicación técnica y de los medios que tendrá que movilizar el adjudicatario da cuenta el cronograma de trámites. Antes de publicarse el pliego Acuaes emitirá un anuncio de información previa del proceso de contratación. Y es que las empresas interesadas deberán poner sobre la mesa recursos como una tuneladora. El anuncio coincidirá con la información pública de los proyectos de la depuradora y del colector.


Aguas de las Cuencas de España (Acuaes) lidera en el plano administrativo y técnico el nuevo recinto para el tratamiento de las aguas residuales. El conjunto de la actuación, declarada de interés general desde los Presupuestos Generales del Estado de 2010, suma 60,5 millones de euros. El Estado aporta el 35% de la financiación a través del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder) del periodo 2014-2020. El resto se corresponde con las aportaciones del Ayuntamiento de Soria y de la Comunidad Autónoma. Frente al anterior proyecto que no pudo salir adelante en 2014, Golmayo no participa debido a que la Junta asume la ampliación de la depuradora de Fuentetoba. La parte de Los Rábanos, donde se ubican los terrenos de la depuradora, es también costeada por la Consejería de Fomento y Medio Ambiente de la Junta. El programa de obras licitado ayer contempla la conexión del colector municipal de esta localidad con el túnel emisario mediante un colector en pozo.


Las perspectivas del túnel malograron en el anterior periodo de financiación europea la posibilidad de ejecutar el proyecto conjunto de depuración.


Unos plazos que sobrepasaban la justificación de fondos europeos y la incógnita del porcentaje de participación de la UE en el colector en el siguiente periodo echaron atrás a los consistorios de Soria y Golmayo. Ambos querían fijar garantías para que su proporción de costes no sobrepasara el 20% que le adjudicaban el interés general y la presencia de la Unión Europea. Todo lo que no estuviera ejecutado en diciembre de 2015 recaería en las arcas locales. Un riesgo económico que los dos municipios descartaron asumir, dado que podría suponer un elevado e incierto cobrecoste. De ahí que el programa quedara paralizado pese al favorable 80% que cubría el Estado a traves de los fondos Feder.


Reanudadas las negociaciones sobre el proyecto, la aportación europea alcanzaba el 35%, mientras que la local pasaba a ser del 65%. Un considerable coste para las posibilidades de los municipios que vino a solucionar la Junta el entrar como actor y acordar en abril una subvención de 22,2 millones a favor de Acuaes. El Consistorio de Soria afrontará su parte de inversión repercutiéndola, conforme a la normativa europea, en las tarifas durante 40 años.


La licitación del colector cierra un ciclo de años y dudas de plazos y financiaciones. El enigma está ahora en la resistencia de los dueños de Sinova al punto elegido como emplazamiento y que puede desembocar en recursos. La planta tiene que estar funcionado en diciembre de 2013 si no se desean penalizaciones de fondos de la UE.