Heraldo-Diario de Soria | Jueves, 20 de septiembre de 2018

15:55 h. MEDIO RURAL

«No se puede retrasar la lucha biológica o nos quedaremos sin castaños»

Sector Roberto Rubio, de la Red Estatal del Castaño, aboga por la suelta masiva del ‘torymus sinensis’, depredador de la ‘avispilla’

M. CALLEJA 23/05/2017

La plaga de la ‘avispilla del castaño’ avanza también en Castilla y León, con las últimas detecciones en el Bierzo (León) y el Valle del Tiétar (Ávila). Su rápida expansión es «muy difícil» de impedir, según los técnicos, que insisten en la necesaria prevención por parte de los profesionales, así como en la revisión fitosanitaria de los castaños para una localización precoz.

Teniendo en cuenta que este organismo, que es uno de los más «dañinos» para los castaños europeos al reducir la producción de fruto e incluso matar a los árboles, se ha extendido a prácticamente todo el territorio nacional, el sector cree que es el momento de actuar. La ‘avispilla del castaño’ se ha encontrado ya en Galicia, Asturias, Cantabria, Navarra, País Vasco y Andalucía, además de en nuestra Comunidad.

Roberto Rubio, secretario técnico de la Red Estatal del Castaño, aboga por no retrasar más la lucha biológica con el ‘torymus sinensis’, ya que se pueden producir pérdidas «irreparables» en la conservación del castaño como hábitat de interés comunitario. Es decir, se insta al Ministerio de Agricultura a autorizar el próximo año la suelta «masiva» de este depredador de la ‘avispilla’ antes de que «no queden ya castaños» , especialmente en aquellas zonas ya afectadas por otras dolencias como tinta,chancro o la propia evolución del clima, donde la avispilla puede ser «la causa que determine la muerte o desaparición del castaño»

En este sentido, cree que es un «error» no actuar, y aduce varios motivos. En primer lugar, desde la red nacional se afirma que «no se está teniendo en cuenta» el daño de la ‘avispilla del castaño’ en los ecosistemas, «mayor», subrayan, que la posible incidencia del ‘torymus sinensis’ sobre las especies locales. Por otra parte, advierten que este insecto depredador «iba a llegar igualmente a nuestro territorio» dentro de unos años, como ha ocurrido ya en otras zonas de Europa. «No tiene sentido arriesgarnos a perder el valor que el castaño tiene en la actualidad».

El secretario técnico asegura que los estudios rebelan que el ‘torymus sinensis’ «no interfiere con la flora y fauna locales». Hasta este momento, el Ministerio de Agricultura ha autorizado la suelta experimental en Andalucía, Galicia, y Asturias, esta misma primavera. La Red Estatal confía en que tras los resultados de los informes técnicos y científicos que se están realizando, a partir de este próximo otoño se atienda ya la demandada suelta masiva del depredador de la ‘avispilla’ en 2018.

En ese momento, se verá si hay una regulación específica y se conocerá también el plan de contingencia necesario para afrontar la plaga. No hay que olvidar que la ‘avispilla del castaño’ puede provocar daños de más del 80% en las cosechas, con lo que ello supone para las rentas familiares del medio rural.

Sector y administraciones están en permanente contacto para abordar una plaga con importantes consecuencias económicas, sociales y en términos de biodiversidad. Para la administración, por su parte, el tratamiento de la ‘avispilla del castaño’ con enemigos naturales como el ‘torymus sinensis’ es eficaz solo con niveles de infestación muy altos. «Su instalación resulta cara y técnicamente compleja, y sus efectos tardan también años en ser visibles, y no siempre se consiguen resultados óptimos», explican.

En la última reunión mantenida en Castilla y León se acordó seguir realizando prospecciones para ver el avance y alcance de la infestación a traves de los controles realizados por los agentes medioambientales.

La primera detección en Europa de la ‘avispilla del castaño’ se realizó en Italia, en el año 2002. Diez años después se destectó en España. Los datos que manejan los profesionales es que su llegada a las zonas productoras se ha producido por planta, «la forma más rápida de expandirse», o por vencindad con una zona infestada. En este caso, la plaga llega por alcance natural.

Según los datos de la RedEstatal, España cuenta con una superficie de castaño de 276.358 hectáreas, de ellas 28.419 están en Castilla y León. La producción nacional se eleva a las 41.800 toneladas, 9.500 salen de la Comunidad, con unos valores de exportación que rozarían el 30%, según el secretario técnico.

La aparición de la ‘avispilla del castaño’ en el Bierzo pone la puntilla a un año agrícola marcado por la sequía y las heladas en Castilla y León. En este caso de la castaña, no será hasta dentro de un mes cuando se determinen las incidencias de estas adversidades climatológicas, que puede ser «desigual». Rubio señala que los castaños con cierto retraso o que no hayan iniciado la floración pueden verse «menos afectados».