Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

DOMINIO DE ATAUTA

El ‘terroir’ soriano que bajó del Duero

Javier Pérez de Andrés
05/04/2017

 

Ismael y Jaime saben que, cuando florece el almendro en el Valle de El Hondo, comienza una nueva revolución en la viña soriana en Atauta. Hasta hace una década, este lugar era un pueblín con carácter, una aldea soriana marcada por la arquitectura de sus bodegas –hoy con un Bien de Interés Cultural (BIC) merecido– y situada en el alfoz de San Esteban de Gormaz. A duras penas, esta aldea de apenas 60 familias mantenía una población en retroceso, con sus majuelos, sus rebaños y una agricultura rural que iba languideciendo. Pero apareció el milagro y Atauta se convirtió en un referente del mercado del vino y una sola bodega, Dominio de Atauta, en la referencia de la Ribera soriana y en uno de los primeros aldabonazos de los vinos de terruño del Duero.

No se puede entender este fenómeno sin el cimiento que supuso la cooperativa de San Esteban de Gormaz. Hasta allí llegaban siempre las uvas de Atauta, hasta que la genialidad y la visión de futuro del empresario soriano Miguel Sánchez, junto al acierto del enólogo francés Bertrand Sourdais, dieron con la clave y destaparon el tesoro de Atauta, que no estaba en otro lugar más que en sus viejas viñas y en sus históricos suelos, vinificados de forma selectiva.

El fenómeno comenzó a ser objeto de deseo y los cambios de propiedad llegaron. En el año 2008, la bodega fue adquirida por el empresario Manuel Jové, fundador de Fadesa y actual propietario del Grupo Inveravante, al que pertenece Avante Selecta, una división de empresas con bodegas en varios puntos de España, entre las que se encuentra Dominio de Atauta. Eulogio Calleja, asesor enológico de las bodegas del grupo, asegura que «el milagro sigue intacto» y que los abanderados son los vinos que nacen de los célebres Dominios de Atauta, como son La Mala, Valdegatiles, La Roza, Llanos del Almendro, San Juan y El Palomar. Aquí hay pequeñas viñas en vaso y viejos majuelos locales con cuyas uvas se elaboran distintos vinos de la bodega y de Atalayas de Golbán, la otra firma de la misma casa, situada dentro del término municipal de Atauta. El vino más popular de todos es Parada de Atauta.

Pero ahí están las viñas, en el Valle de El Hondo, como se le conoce en la población que se acuesta bajo la bodega, cuya silueta muestra con orgullo una estampa alada de palomares circulares a ambos lados del edificio, donde se elaboran y envejecen los vinos más caros y personales del Duero soriano y de mayor prestigio del mercado nacional. En las dos bodegas, Dominio de Atauta y Atalayas del Golbán, trabajan diez profesionales, entre la viña, la administración y la bodega, todos ellos naturales de pueblos del entorno. De ahí el marchamo territorial de la casa.

Desde hace casi ocho vendimias, el responsable del viñedo y quien vela por la savia de las viejas cepas es Ismael Sanz, formado en viticultura e hijo de viticultores de su pueblo, Bocigas de Perales. Él es quien cuida de la materia prima, condicionada por la altura del viñedo, entre 900 y 1000 metros, de cuyo ciclo vegetativo dependen las cualidades organolépticas de sus vinos.

No es casualidad que Atauta sea uno de los términos municipales cuyos terrenos de viña están a más altura de toda la DO Ribera del Duero. Desde hace un año, el joven enólogo vallisoletano Jaime Suárez se ha incorporado a la plantilla soriana, cumpliendo el sueño de elaborar en el curso alto del Duero tras su paso por Ribera del Duero y Toro. Para Jaime es un privilegio controlar partidas de uvas de centenares de parcelas, seguir sus fermentaciones y las diferentes crianzas de unos vinos que ya son míticos.

© Copyright EDITORA DE PRENSA SORIANA, SL
C/ Morales Contreras, 2. 42003 Soria. España
Contacte con nosotros: redaccion@hds-elmundo.es

EDITORA DE PRENSA SORIANA, SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria