Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

SOBRE VIVIR

Mujeres en conflicto

 

«TODAS las guerras son santas. Os desafío a que encontréis un beligerante que no crea tener el Cielo de su parte», advirtió Jean Anouil (1910-1987), el dramaturgo francés autor de ‘La guerra de Troya no tendrá lugar’, donde nos cuentan los denodados esfuerzos del comandante Héctor, con el apoyo de las mujeres troyanas, para evitar que se desencadenara la guerra con los griegos.
Pero no logró que se mantuviera la paz. Los clásicos lo son porque nos hablan de cosas que todavía perduran. Así la fatal guerra. A través de los siglos. Demostrando la capacidad letal de las armas inventadas por los hombres, tan civilizados.


El cuadro El Guernica de Picasso se ha convertido en icono antibélico por antonomasia del pasado siglo XX, en el que se produjeron las dos guerras mundiales. Es una traducción del lienzo de Rubens ‘Los desastres de la Guerra’.


Vemos al dios Marte amenazante, con escudo y espada ensangrentada, sin hacer ningún caso a su implorante esposa Venus, que trata de contenerle. Lo incita la furia Alecto. Cerca quedan los monstruos de la Peste y el Hambre y yace por el suelo la Armonía. También hay una madre con su hijito en brazos, denotando la generación y fecundidad pisoteadas por el azote de la guerra, que todo lo corrompe y lo aniquila. E, incluso, aparece un arquitecto postrado en tierra, evidenciando las ciudades reducidas a ruinas por la violencia destructiva de las armas. La población civil -con mujeres y niños como los más vulnerables- es sobre la que recaen siempre los mayores desastres de la guerra. Algo en lo que todas las guerras se parecen.


Lo podemos comprobar visitando (del 2 al 14 de mayo) en la Delegación Territorial de Cultura de Soria, C/ Campo, 5, la exposición ‘Mujeres en conflicto’, dentro de la programación de OnPhoto Soria 2019, dedicada al fotoperiodismo, cimentado en la cultura y la memoria.
En ella, el fotógrafo freelance leonés JM López condensa, en imágenes de gran formato, su viaje por 16 países que continúan en guerra, o que todavía están padeciendo sus consecuencias.
Ha captado con su cámara la verdad objetiva, porque la fotografía es luz. En el contexto de unas guerras capaces de normalizar la crueldad y el dolor.


Además, la fotografía, en tanto que tiempo y acción, es vida; pero, también, como asevera la poeta Anne Carson, una forma de muerte. Por eso nos emociona, nos da que pensar y nos causa inquietud.

 

Última hora

© Copyright EDITORA DE PRENSA SORIANA, SL
C/ Morales Contreras, 2. 42003 Soria. España
Contacte con nosotros: redaccion@hds-elmundo.es

EDITORA DE PRENSA SORIANA, SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria