Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

SANTA BÁRBARA

Una idea que surgió cuando eran niños

Han vivido las fiestas intensamente desde que eran pequeños y, sobre todo, cuando sus padres fueron jurados en el año 2002


14/06/2017

 

Los hermanos Juan y Andrea Rodrigo Salcedo, ambos nacidos en Soria y de 25 y 32 años, respectivamente, son los jurados de la cuadrilla de Santa Bárbara en las fiestas de San Juan de 2017. Los dos trabajan de operarios de fábrica, él en Soria y ella en Madrid, donde reside desde hace un tiempo después de haber estudiado en Zaragoza.

La familia de Juan y Andrea vive en Tardesillas desde hace unos 20 años y ellos querían ser jurados en 2017, por lo que se apuntaron primero a la cuadrilla de San Juan y, al ver que había más parejas candidatas, se movieron a la de Santa Bárbara para poder cumplir su propósito de optar al cargo este año. «La idea de ser jurados los dos hermanos viene de lejos, pero lo acordamos el Sábado Agés del año pasado y el Martes a Escuela mandamos a nuestros padres al Ayuntamiento a apuntarnos», explican ambos.

Juan recuerda que «cuando mi hermana tenía 14 años, y yo seis menos, me dijo que alguna vez seríamos jurados. En los años siguientes lo hemos ido hablando y poco a poco montábamos la cuadrilla... Pero el año pasado lo decidimos ya en serio». «Tenía claro que quería ser jurada con él, nos llevamos muy bien y estamos muy unidos», explica Andrea, quien añade que son secretarias su mujer, Casandra, y su hermana Julia.

Han seguido el ejemplo de muchos miembros de su familia, ya que sus padres – Andrés Rodrigo y Josefina Salcedo – fueron jurados de La Blanca en 2002 y sus tíos en 1978, 1985 – cuando Andrea contaba con pocos meses de edad – y 2010. «Somos una familia de mucha tradición sanjuanera y si nosotros somos jurados es porque desde pequeños nos han mostrado y nos han llevado a todos los actos de las fiestas», indican. Han vivido San Juan de día y si algún año han traído algún amigo le han hecho levantarse de la cama para disfrutar de las fiestas plenamente, desde primera hora de la mañana hasta última hora de la noche. También han vivido las fiestas desde la peña El Bullicio, a la que su padre pertenecía desde joven, y ahora Juan forma parte de la Ilusión junto a muchos de sus amigos.

Al haberse apuntado con tiempo, como el resto de jurados, han tenido tiempo de prepararlo todo bien en la cuadrilla y han quedado con sus compañeros y han hecho «muy buena piña». Tanto Juan como Andrea recomiendan a otras parejas dar el paso. «Como dice la gente, hay preocupaciones y quebraderos de cabeza, pero es muy bonito y emocionante. Por lo que llevamos vivido, nos ha gustado todo», detalla Juan. Su hermana también lo recomienda, porque «es muy bonito. No digo que no sea duro, porque hay que coordinar, buscar gente, tener ahorros..., pero merece la pena porque pasas a ser parte de la historia de Soria». «Es una experiencia por la que hay que pasar, hay que animarse, tomarlo también como una especie de servicio a la comunidad», añade esta jurada.

LA TAJADA Y LOS AGÉS

Para Juan y Andrea, los días más especiales de las fiestas son el Jueves la Saca y el Sábado Agés. «La salida de la Saca la veo en la puerta y es un segundo que se espera durante todo el año. El Sábado Agés es especial todo el día, desde la recogida de las tajadas, a la que solo he faltado un año porque era adolescente y mis padres no me despertaron, por lo que les eché la bronca, hasta la subasta. Suelo ir cada año con mis hermanas y mis cuñados, que son de Madrid pero a los que les encantan las fiestas desde el primer momento», comenta el jurado. Andrea también habla de la salida de la Saca como el mejor momento del año y de lo especial que es ir a recoger la tajada el sábado, probar una pasta, sacar el número... En la subasta, reconoce que le gusta pujar y, sobre todo, «dar juego». Tiene muchos recuerdos de sus primeras vivencias sanjuaneras, en el Bullicio, en el desfile de las calderas, en los agés...

Para los jurados de Santa Bárbara, San Juan es especial porque «cada día es distinto», lo que encandila también a la gente de fuera. «La ciudad se transforma y se vuelve alegre, amable, cercana, cálida...», expresa Andrea. Y Valonsadero, como auténtico «santuario» de todo sanjuanero, es un lugar especial. Juan detalla, incluso, que hay amigos que la noche de antes del primer acto en el monte «no pueden ni dormir de la emoción».

A los vecinos, aunque reconocen que «no se puede obligar a nadie a entrar en fiestas», les lanzan un mensaje: «La participación y pagarlas entre todos es algo único, una seña de identidad que da derecho al barrio a la música, al vino, al santo, a la tajada, al Catapán... Sin esto San Juan no sería nada. Creemos que es un deber moral, una contribución mínima». Además, abogan por concienciar de su importancia a los vecinos más jóvenes y aseguran que los jurados están para organizar las fiestas, invitando al barrio a pasar por el local.

Sobre la actualización de las ordenanzas piden que se reorganicen los barrios y que «cambie la situación para que en los próximos años ser permita ser jurados a dos mujeres o a dos hombres. En su momento no figuraba la jurada y ahora sí, pues el siguiente paso puede ser ese. Este año ha habido jurados voluntarios a tiempo, pero otros años no. Si en un futuro mi hermana quiere ser jurada con su mujer, espero que pueda ser», indica Juan. Para Andrea, que expresa su deseo de poder ser jurada con su mujer algún día, sería «absurdo» no respetar la igualdad y que un barrio se quedara sin fiestas por este motivo. «Hay cosas más importantes», añade. A ellos les parece bien que se haya abierto la participación a los ciudadanos de a pie en este proceso porque, al fin y al cabo, las fiestas son para los sorianos. «Puede que la gente esté de acuerdo o no con lo que se decida, porque hay muchas ideas y vivencias, pero por lo menos se tiene en cuenta la opinión de los vecinos», añaden. Andrea, además, pide que, como las fiestas son «algo vivo», se revisen más a menudo.

En el local hay cuadros de madera de los días de San Juan y el logo con imágenes en fiestas de los jurados, sus padres, sus abuelos..., en lo que es un homenaje a la familia. En la columna central hay fotos de una estampa que repiten cada año los jurados: comer una costilla en la Saca.

 

Última hora

© Copyright EDITORA DE PRENSA SORIANA, SL
C/ Morales Contreras, 2. 42003 Soria. España
Contacte con nosotros: redaccion@hds-elmundo.es

EDITORA DE PRENSA SORIANA, SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria